Bebe hija de mi alma.

Tu madre tiene un radar,
un hogar en las mejillas,
besos que asoman de puntillas
de entre la noche cerrada.

Expuesto, su cuerpo se ofrece
y brota de su pecho un lazo
miel de madre en puro abrazo
que alimenta el alma entera.

Bebe, hija de mi alma,
florecita de mi vientre,
mientras mi voz te acaricia
y tus párpados se duermen.

Bebe, hija de mi alma;
Toma, de mi centro, todo.
Darte vida me enriquece,
darte me llena de todo.

Bebe, hija de mi alma,
siente este calor hundido.
Cuando los cuerpos se mecen
y nuestro abrazo es un río.

Bebe, hija de mi alma,
Toma, de mi centro, todo.
Darte vida me enriquece,
darte me llena de todo.

Extraído del Disco Libro de Nanas “En el Corazón de la Hembra Maga” de Julián Bozzo

Próximamente a la venta.

+ info en http://www.mundoaladuria.com

Ilustración de Alba La pintora de Somnis